EL PERRITO CALIENTE Y EL HUEVO

Érase una vez un perrito caliente que se encontró con un huevo y dijeron:

-Vamos a andar.

Se encontraron a un tren de oro y el señor era de oro y estaba mudo y ciego. Luego bajaron y se fueron. Se encontraron un volcán y echaba lava. Se fueron a chuchelandia y se encontraron con un zombi de chuche. Era de chocolate, fresa y vainilla.

Luego se encontraron a un esqueleto de vainilla con un arco de chocolate y se los comieron. Luego fueron a coger cerezas y eran de fresa, olía mal y se fueron a “mundo vaca”. Allí se encontraron a una vaca con champiñones en la espalda y en la cabeza y se fueron a telelandia y se encontró con una play y jugaron a Tom Rayder. Cuando se aburrieron se fueron a la casa de perrito caliente y su mamá preparó pizza con nachos y salsa. Se la comieron enterita y nuggets y se pusieron a jugar a la play a Nack.

Anuncios