LA ELEFANTE ELI

Había una vez una elefanta llamada Eli. Un día a Eli se le ocurrió ir a un bosque y fue y se encontró con una casita de chocolate. Las ventanas eran de regaliz, el tejado era de galleta de chocolate, la pared era de caramelo.

Un día Eli cuando se despertó vio una osita muy bonita. Vivía en un lago, era un río de paraíso de cocodrilos. Siempre se bañaban allí y los elefantes siempre bebían allí porque era agua dulce.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Anuncios